Desde la formación ecosocialista se recuerda que en los presupuestos generales del Estado de 2017 se incluía una partida de un millón de euros para el estudio del proyecto, paralizado desde 2010 por la crisis.

Sí se puede muestra su preocupación por la falta de información al respecto de la Reserva Marina de La Gomera, proyecto para el que en los presupuestos generales del Estado de 2017 se incluía una partida de un millón de euros.

El consejero de la formación por la formación, Rubén Martínez, recuerda que en el proyecto de ley de Presupuestos Generales del Estado (PGE) para el año 2017 se destinó un millón euros para el estudio de la declaración de la Reserva Marina de Interés Pesquero de La Gomera. “Esperamos que esa financiación no se pierda a puertas de aprobar los presupuestos para 2018, ya que la Reserva Marina es un instrumento fundamental para asegurar la pervivencia del sector pesquero tradicional en la isla”.

Del mismo modo, el portavoz explica que dos mociones trabajadas por Sí se puede y presentadas en el Cabildo Insular y en el Ayuntamiento de Valle Gran Rey, trataron de implicar a las administraciones locales en el impulso de la Reserva Marina, así como en la defensa decidida en materia de protección de los fondos marinos y los recursos pesqueros de la isla de La Gomera.

Desde Sí se puede se explica que Canarias cuenta con tres reservas marinas creadas en Lanzarote, La Palma y El Hierro, promovidas y financiadas en su momento por el Ministerio de Agricultura. A partir de 2010, y debido a las consecuencias presupuestarias de la crisis, se paralizaron los expedientes de las reservas marinas de La Gomera y Tenerife.

“La reserva de La Gomera sería, de materializarse definitivamente, la segunda más importante de Canarias en cuanto a hectáreas, pues abarcaría unas 25.000 hectáreas de aguas exteriores. Pero también es importante tomar otras medidas, entre ellas, que se cuente con todos los recursos necesarios para asegurar la vigilancia y el control sobre las actividades pesqueras que se realizan en las aguas litorales insulares, ya que los fondos marinos y los recursos pesqueros de la isla de La Gomera sufren el expolio sistemático y continúo de algunas embarcaciones y pescadores de Tenerife” manifiesta Martínez.

Desde la formación asamblearia también se entiende fundamental que por parte del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente del Gobierno de España se haga efectiva la protección activa de las dos Zonas de Especial Conservación de ámbito marino con las que cuenta La Gomera (ZEC ES7020123 Franja marina Santiago-Valle del Gran Rey y ZEC ES7020125 Costa de los Órganos), obligación que actualmente no se lleva a cabo.

“El sector de la pesca tradicional de La Gomera viene sufriendo serios y graves problemas que necesitan de mayor implicación de todas las autoridades y de la ciudadanía de la Isla. La comercialización de los productos pesqueros se encuentra con serias dificultades. Existe un importante intrusismo con la pesca furtiva y hay aspectos a mejorar al respecto de las subvenciones que dan los organismos públicos al sector” abunda el portavoz, quien para finalizar reclama de todas las administraciones y formaciones de la isla “el compromiso activo en la defensa de los intereses de la pesca tradicional de la isla de La Gomera”.

El incremento en la retribución debía haberse aplicado con carácter retroactivo desde el 1 de enero de 2017.

La formación política Sí se puede La Gomera considera una muestra más de la pésima gestión del actual equipo de gobierno del Cabildo el que no se haya incrementado el 1%, tal y como establecieron los presupuestos generales del estado de 2017, en las retribuciones del personal laboral de la institución insular.

Recuerdan que tal compromiso se hizo público en el pleno de la insularidad, celebrado en marzo pasado, al ser presentada una propuesta de resolución por el Grupo Mixto que fue aprobada por unanimidad.

“No cumplen con los compromisos que asumen, ni con los representantes de los trabajadores ni con la cámara de representación de la ciudadanía gomera” señala el consejero de Sí se puede en el Cabildo insular de La Gomera, Rubén Martínez.

La formación ecosocialista señala que tal incremento en las retribuciones, en un 1% como máximo, está recogido para el personal del Sector Público por la Ley 3/2017, de 27 de junio, de Presupuestos Generales del Estado para el año 2017.

Señalan que el Cabildo de La Gomera aplicó tal incremento para el personal funcionario, pero incomprensiblemente no lo ha hecho con el personal laboral dando lugar a un evidente agravio entre los trabajadores de la corporación.

Para Sí se puede es inaceptable que ASG, grupo que integra el grupo de gobierno del Cabildo de La Gomera, exigiese en otras instituciones tal incremento, criticando públicamente el que no se llevase a cabo tal medida, y sin embargo no la aplique en aquellos lugares donde ellos pueden hacerlo.

“Una muestra más del doble discurso y la falta de coherencia de un partido que dice una cosa y hace otra, que defiende en el Parlamento de Canarias lo contrario que hace en La Gomera, o que exigió en el ayuntamiento de Valle Gran Rey que se pagara el 1% al personal laboral en esa institución y mientras se lo niegan para el personal laboral del cabildo” advierte el consejero.

Sí se puede considera que no se puede estar continuamente retrasando las decisiones que afectan a la ciudadanía gomera en aras de criterios electoralistas, como el presidente dejó bien claro en el pleno de la insularidad, o a sus propios trabajadores que ya habían acordado en reuniones la aplicación de ese incremento del 1% a su salario base.

“Nuevamente los tiempos corren de manera distintas para los responsables del cabildo gomero, lo que había que haberse hecho hace casi un año, se sigue retrasando de manera incomprensible”, manifiesta Rubén Martínez.

La formación considera incomprensible la dejadez del gobierno del Cabildo en materia de gestión cinegética.

La formación política Sí se puede requiere al grupo de gobierno del Cabildo de La Gomera que gestione la caza en la isla y reclama que se lleve a pleno la aprobación definitiva del Plan Insular de Caza. En tal sentido, recuerdan al gobierno de ASG que la gestión de la caza no se trata solo de percibir una importante cantidad de dinero en materia de tasas por las tarjetas de caza, sino de aplicar medidas, entre otras acciones, para mejorar una actividad que desarrollan más de 400 cazadores gomeros.

“La caza es una actividad importante en la isla. Llevamos dos décadas sin criterios para su ordenación y esto a pesar de que todo el marco legal obliga. Ya es hora de hacer las cosas con seriedad y responsabilidad y no seguir posponiéndolas” manifiesta Rubén Martínez, consejero de Sí se puede en el Cabildo de La Gomera.

Sí se puede señala que el plan Insular de caza es el documento esencial para planificar la actividad cinegética en la isla, entre otros objetivos plantea y determina la ordenación de los recursos existentes y su gestión con criterios científicos. Para esta formación política, en una isla donde se habla de sostenibilidad y que está declarada Reserva de la Biosfera es incomprensible que no se organice con criterios racionales la actividad de la caza. Recuerdan que las competencias en dicha materia están en manos de los cabildos.

En ese sentido, Sí se puede presentó, en mayo de 2016, una moción en el pleno de Cabildo Insular de La Gomera para la elaboración del plan técnico de caza que fue aprobada por unanimidad. Cabe señalar que a lo largo de estos últimos 25 años la única gestión de los recursos cinegéticos que se han realizado en La Gomera han sido las órdenes anuales de Veda. La formación ecosocialista, a este respecto, señala que se han tratado de medidas carentes de planificación y con una visión a corto plazo.

Insisten en que la normativa exige a la institución insular la planificación de la actividad cinegética. Así hay que señalar que, en el Plan de Ordenación de La Gomera, aprobado en el año 2011, estaba como norma de obligado cumplimiento la puesta en marcha del Plan insular de caza.

Para Sí se puede, los retrasos y la desidia vuelven a constatarse si se tiene en cuenta que fue en sesión plenaria del 7 de junio de 2017 cuando se aprobó el avance y borrador inicial de dicho plan y que casi un año después y con el documento ya elaborado y terminado, sigue sin llevarse a pleno para su aprobación definitiva.

“Una vez más volvemos a confirmar la dejadez y la falta de iniciativas del actual grupo de gobierno del Cabildo que retrasa las decisiones y las medidas a tomar de manera incomprensible, y esto a pesar de afectar a un número importante de personas que se dedican a la actividad cinegética en la Isla” concluye Rubén Martínez.

La medida tiene como objetivos equiparar, para el próximo curso, al estudiantado gomero en Tenerife y Gran Canaria.

Sí se puede, a través del consejero de la formación Rubén Martínez, ha presentado un escrito en el cabildo gomero solicitando que se lleven a cabo las medidas para la suscripción de un convenio con el cabildo de Gran Canaria, que permita al estudiantado gomero en esa isla la adquisición del bono de transporte público con tarifa plana.

Dicho bono, denominado Bono Gran Canaria Joven y que tiene un coste de 28 euros al mes, permite viajar ilimitadamente en todas las líneas de Guaguas Municipales de Las Palmas que hacen el servicio en la capital, así como con Global, empresa que lleva a cabo su servicio a nivel insular.

En reciente nota de prensa del cabildo de Gran Canaria, se señala que este bono entrará en vigor a partir del día 1 de septiembre, por lo que a juicio de Sí se puede deben comenzarse a establecer las negociaciones para poner a disposición de los estudiantes gomeros el bono desde el inicio del curso académico.

A juicio de Sí se puede, hay que evitar los incompresibles retrasos de este año en la puesta en marcha del bono de transporte joven en Tenerife, con el consiguiente perjuicio entre el estudiantado, que solo se beneficiarán de él durante un trimestre a pesar de haberse prometido que se pondría en funcionamiento desde el 1 de enero de 2018.

“Entendemos que la dejadez del equipo de gobierno, evidenciada una vez más como el caso del bono de transporte en Tenerife, debe ser resulta con un mayor interés y celeridad estableciendo el inicio de negociaciones para elaborar un convenio con el cabildo de Gran Canaria al igual que se ha hecho con su homólogo de Tenerife” señala el consejero de la formación.

Para Sí se puede tales medidas son beneficiosas para el alumnado si se desarrollan desde el inicio del curso académico y retrasarla al último trimestre reduce mucho su utilidad.

Desde la formación se recuerda que desde el inicio de la legislatura han apostado por mejorar la educación en La Gomera presentando mociones y propuestas, como la referida a la adquisición de dispositivos tecnológicos que fue rechazada únicamente por los votos en contra de ASG, enmiendas y preguntas, entre ellas e insistentemente, acerca de las causas del retraso en el bono de transporte para los estudiantes gomeros en Tenerife.

“Para nuestra formación la educación es un pilar muy importante. Por eso nuestras propuestas son concretas y asumibles, muy lejos del electoralismo y los brindis al sol. Mejorar las condiciones de nuestro alumnado, tanto en la isla como fuera, es una apuesta en la que trabajamos y ahondamos desde el conocimiento de la realidad educativa insular” concluye el consejero de la formación en el cabildo Insular de La Gomera.

Para la formación política de izquierdas, Curbelo confunde una vez más la institución pública, el Cabildo Insular, que es de todos los gomeros, con ASG, que es su partido político personal.

Para Sí se puede, “no es creíble que Curbelo tenga la más mínima intención de promover fórmulas de debate con la ciudadanía, tal y como se anuncia en la convocatoria de este evento centrado en el turismo sostenible, y que inicia su andadura esta tarde en Valle Gran Rey, pues a todas luces, el concepto de participación ciudadana es completamente ajeno a las fórmulas paternalistas y personalistas de hacer política del actual mandatario, tal y como ha venido demostrando en los últimos 25 años”, señala Rubén Martínez como portavoz de la formación ecosocialista.

Antes bien, para Sí se puede, el formato de este evento es claramente preelectoral, “mucho nos tememos que vaya a consistir en exponer las iniciativas puestas en marcha en cada municipio por el Cabildo Insular, que se arrogará el propio Curbelo, y en anunciar las futuras acciones que tiene previstas realizar. Como mucho enumerará lo que entiende que han sido avances en materia turística en últimos años en La Gomera y en Valle Gran Rey”.

Para la formación asamblearia es evidente que el concepto de sostenibilidad que maneja Curbelo se derrumba simplemente con dar un vistazo al territorio en el que se celebrará el acto. “Desgraciadamente muchas de las actuaciones que se proyectan para Valle Gran Rey no son sino copias de los peores modelos desarrollistas de sol y playa que han tenido y siguen teniendo lugar en otros lugares de Canarias: en Las Américas y Los Cristianos en Tenerife, Maspalomas en Gran Canaria o en el Sur de Fuerteventura. Ahí está la propuesta del PIOG de hacer tres hoteles de 600 plazas en el frente marítimo de Valle Gran Rey” explica el portavoz.

Para la formación ecosocialista, sostenibilidad medioambiental no es que la isla figure en la cola de canarias en energías renovables. Sostenibilidad social no es que tres de los seis municipios de la isla figuren entre los diez de menor renta de canarias, cuando el turismo deja 75 millones de euros en la isla, a todas luces muy mal repartidos. Sostenibilidad social no es que las cifras de paro insular crezcan de forma insoportable en ausencia de los recurrentes planes de empleo del Cabildo y Ayuntamientos. Sostenibilidad económica no es que la isla tenga menos superficie y producción agrícola que ninguna otra del archipiélago. Sostenibilidad social no es que las comunidades rurales de la isla sufran despoblación, en gran parte debido al abandono institucional. Sostenibilidad ambiental no es la nula falta de gestión de los espacios naturales protegidos por parte del Cabildo y que un incendio haya podido arrasar gran parte de la isla como pasó en 2012.

Para Sí se puede es fundamental para la isla y sus habitantes aprovechar la existencia de espacios reales de participación en materia de turismo sostenible como los promovidos por la Carta Europea de Turismo Sostenible de La Gomera, que lleva más de diez años abierta a la ciudadanía, a las instituciones, a los colectivos y empresas, conformando un lugar para el debate y para la formulación de planes y para la toma de decisiones colectivas, y por tanto democráticas.

Por otra parte, Sí se puede reprueba el uso de las habituales prácticas clientelares de Curbelo. “Nos llega información de que se han creado grupos de whatsapp incumpliendo la Ley de Protección de Datos y se ha hecho una utilización insistente de medios institucionales para asegurar la asistencia de público a este evento. Es una pena que una ponencia que podría ser interesante en su temática se transforme así en una proyección personalista del presidente del Cabildo” termina su intervención Martínez.

La moción que presentó la formación ecosocialista en el último pleno fue aprobada en sus términos generales.

La moción presentada por de Sí se puede tenía como objetivo iniciar los pasos necesarios para que el suministro energético para el Cabildo gomero procediese, íntegramente, de fuentes renovables. Lo acordado entre todos los grupos políticos, en la sesión plenaria celebrada el pasado viernes, fue sustituir el término “íntegramente” por “mayoritariamente”.

Desde la formación de izquierdas se muestra su satisfacción al conseguir que todas las fuerzas del pleno se sumen a iniciativas de este calado. Recuerdan que dicha moción se enmarca dentro de otras presentadas a lo largo de la legislatura donde se plantea una apuesta clara y decidida por cambiar el modelo energético insular.

En el pleno, el representante de la formación en el Cabildo gomero, Rubén Martínez, llevó a cabo una intervención explicando la situación de las energías renovables en La Gomera.

Destacó que, más allá de notas de prensa triunfalistas y de promesas sin fin, la realidad actual nos muestra una isla que está en el furgón de cola de Canarias en la implantación de las energías renovables. Tal situación contrasta con las enormes potencialidades que para el desarrollo de esas fuentes posee La Gomera y que han sido desaprovechadas por la dejadez institucional.

Para Sí se puede, el ejemplo más claro de ese desinterés quedó plasmado en los proyectos presentados para el FDCAN. El Fondo de Desarrollo de Canarias tiene previsto un eje destinado a las energías renovables, siendo muy significativo que los proyectos presentados por La Gomera solo representen el 1% del total de los que se llevarán a cabo en Canarias.

“Muchas veces nuestros responsables institucionales acusan a otros de las carencias, pero la realidad es que cuando se les dan oportunidades para desarrollar un modelo más moderno y avanzado de Isla, el desinterés es absoluto. El ejemplo lo tenemos con el FDCAN, nulo interés en las energías renovables y, encima, una tercera parte del total presupuestado está dedicado a los puntos de recarga en Laguna Grande, incluido el cableado de media tensión desde El Cercado hasta ese lugar” señala el consejero.

Esta situación contrasta con el carácter prioritario mostrado por el equipo de gobierno del Cabildo con el cable submarino de 90 millones de euros que conectará Tenerife con La Gomera. A juicio de la formación ecosocialista, tal gasto de dinero sería absolutamente innecesario si se apostase por las energías renovables en la isla, garantizando la soberanía energética y la no dependencia externa.

Recordó que a nivel energía eólica el grado de implantación a lo largo de los últimos años ha sido nulo y solo se ha observado un incremento de la fotovoltaica.

“Esta dependencia casi absoluta de los combustibles fósiles que alimentan la central ubicada en San Sebastián, que dota de energía eléctrica a toda la Islas, contrasta con declaraciones como Reserva de la Biosfera que deben obligarnos a ser más meticulosos en cuanto a nuestra gestión de los recursos y a la hora de garantizar políticas energéticas más acordes y coherentes al contexto de cambio climático en el que nos encontramos” concluye Rubén Martínez.

La formación ecosocialista presenta una moción que será debatida en el pleno de hoy del Cabildo al respecto.

Sí se puede, través de su representante en el Cabildo Insular de La Gomera el consejero Rubén Martínez, ha presentado una moción con el objetivo de debatir sobre la situación turística de la isla y las consecuencias que se derivan de la llegada anualmente de más de 400 mil excursionistas de un día.

A juicio de Rubén Martínez: “El turismo es nuestro principal sector económico, por ello es necesario hacer un análisis pormenorizado de los datos. No podemos caer en el triunfalismo y confundir a la opinión pública. Si fuese verdad que a La Gomera llegan 700 mil turistas anuales, como dice el presidente del cabildo, seríamos la isla del mundo con más turistas por cada 100 habitantes y lo peor, no habríamos sabido aprovechar ese enorme flujo”.

La formación indica que los datos oficiales extraídos del ISTAC (Instituto Canario de Estadística) señalan un incremento del número de turistas en La Gomera en lo que va de legislatura de un 5%. Frente a esa cifra positiva hay otra serie de datos que, a juicio de la formación, exigen un análisis pormenorizado. Entre ellos está que haya disminuido la estancia media de los turistas, que se sitúa por debajo de los 6 días de media, que la tasa de ocupación de hoteles y apartamentos esté veinte puntos por debajo del resto de Canarias o que, en La Gomera, los ingresos por habitación, tanto en hoteles como de apartamentos, sean inferiores a los que se generan en cualquiera de las otras islas.

Para Sí se puede, hay que diferenciar, tal y como lo hace la Organización Mundial del Turismo, entre turistas y visitantes de un día o excursionistas. Las consecuencias de los visitantes o excursionistas de un día, que pueden rondar los 400 mil anuales, son muy escasas para la economía insular, beneficiándose unas pocas empresas, sobre todo aquellas radicadas fuera de la isla, que son las que controlan el negocio. Y todo esto haciendo un uso importante de los recursos y del territorio insular.

Igualmente, habría que hacer un análisis sobre los cruceristas, fenómeno que superó la cifra de 90 mil en el año 2017. En un informe sobre el año 2014-2015 realizado para la Consejería de Turismo del Gobierno de Canarias se señala que el gasto medio de los cruceristas en La Gomera se ubica en torno a los 15 euros, siendo el penúltimo más bajo de Canarias, solo superado por Fuerteventura.

A juicio de Rubén Martínez, “los visitantes de un día son todo lo contrario a lo que valoran los turistas que llegan a La Gomera, es decir la naturaleza, la amabilidad de sus habitantes, el descanso, la tranquilidad, el relax, la sensación de agradable y la paz”.

Para Sí se puede, la ECOTASA o tasa turística, impuesto que emplean algunos organismos públicos (ayuntamientos, comunidades autónomas, regiones, etc.), podría ser una fuente de financiación destinada a la promoción turística o a la preservación del medio ambiente. De tal suerte se podrían gestionar los Espacios Naturales Protegidos que es uno de los mayores reclamos para los turistas.

“La ecotasa puede usarse para prevenir y limitar el impacto negativo de un turismo y unas empresas que usan el territorio insular y sus recursos sin aportar nada o muy poco a cambio. Creemos que en La Gomera debemos valorar si la estrategia que sigue el gobierno insular de promover este tipo de turismo, es la que más conviene a la isla, su territorio y sus gentes, y en tal sentido, entendemos que se debe aplicar fórmulas como el cobro de ecotasa que se utiliza en otros territorios con éxito” argumenta el portavoz.

Para Sí se puede, mientras que en la isla hay experiencias muy interesantes y concretas sobre el turismo sostenible, ASG genera un discurso que responde a una estrategia de fomentar el excursionismo.

“Cualquiera que analice los discursos de ese partido puede ver que hablan de ampliar aeropuertos, de construir el puerto de Fonsalía, de adaptar carreteras para guaguas, de generar aparcamientos para guaguas o de seguir habilitando miradores, sin que ni siquiera se haya planteado previamente cómo lograr que el dinero que genera el turismo excursionista se pueda quedar en la mayor cuantía posible entre los negocios y las familias gomeras” finaliza Martínez.

Fue una de las resoluciones aprobadas por unanimidad en el pleno de la insularidad.

Sí se puede requiere al equipo de gobierno del Cabildo de La Gomera que asuma el compromiso adoptado en el pleno de la insularidad, en el cual se acordó el incremento del 1% en las retribuciones del personal laboral de la institución.

La propuesta fue presentada el día 2 de marzo por la formación ecosocialista, dentro del Grupo Mixto, y contó con los votos favorable de todos los grupos políticos que integran el pleno del cabildo.

Desde la formación advierten que tal incremento, cuyo máximo es el 1%, está legislado por la Ley Presupuestos Generales del Estado para el año 2017, que en su artículo 18 lo autoriza.

“Nos ha sorprendido muy negativamente que un acuerdo tomado por unanimidad, en el cual incluso votaron favorablemente el consejero de Personal del Cabildo, Pedro M. Morales, y el propio presidente, Casimiro Curbelo, no se aplique con diligencia. Parece ser que hay trabajadores de segunda para el equipo de gobierno” considera Rubén Martínez, consejero por Sí se puede en el Cabildo de La Gomera.

Señalan que, si bien tal incremento ha sido percibido por los funcionarios de esta corporación, llama la atención el agravio con respecto al personal laboral que sigue hasta la presente fecha, y pesar de las promesas, sin recibir el incremento en sus nóminas.

Indican, desde Sí se puede, que existe una resolución del Gobierno del estado, fechada el 20 de julio de 2017, por la que se dictan las instrucciones sobre el pago al personal del Sector Público Estatal de los atrasos correspondientes al incremento del 1 por ciento previsto en la Ley de presupuestos de 2017.

A juicio de la formación ecosocialista no hay motivo alguno para el retraso ya que, como dijo el consejero del área de personal en el Pleno de la insularidad, se había acordado tal incremento con los representantes de los trabajadores el pasado día 27 de enero y afirmó que estaba en trámite de ejecución.

“Nuevamente los tiempos de este equipo de Gobierno parecen responder a otra dimensión temporal. Parecen no entender lo que es la urgencia, ya pasó con los bonos de los estudiantes, con la recogida selectiva, con declaraciones de Bienes de Interés Cultural que duran más de trece años, con obras cuya ejecución superan los 20 años. Y ahora retrasan un acuerdo que les corresponde a sus propios trabajadores” comenta el consejero de la formación.

Para la formación asamblearia llama poderosamente la atención que el mismo partido del equipo de gobierno del Cabildo, ASG, criticase el retraso en la aplicación de tal medida en el ayuntamiento de Valle Gran Rey y que cinco meses después siga sin llevarse a cabo en el Cabildo gomero.

“No terminamos de acostumbrarnos a este doble lenguaje de ASG, lo que solicitan a una administración como oposición la rechazan cuando son grupo de gobierno. Mociones que rechazan las llevan como propias a otras instituciones. Parece que desconoce lo que es la coherencia en política” concluye Rubén Martínez.

Califican de cortinas de humo algunas de las actuaciones que tanto han anunciado los miembros del gobierno insular.

La formación política Sí se puede exige al grupo de gobierno en el Cabildo Insular de La Gomera a que desarrolle con mayor eficacia las medidas de apoyo a los estudiantes de la Isla, ya que, si bien existen partidas dedicadas a los estudiantes, la problemática radica en cómo se están destinando y gestionando esos fondos. Advierten que, en algunos casos, las actuaciones que han sido anunciadas a bombo y platillo se han convertido en meras cortinas de humo o su plasmación poco ha tenido que ver con lo anunciado. Entienden que ello es fruto, en muchos casos, de la improvisación o de una política de gobierno que se basa más en el anuncio que en actuaciones reales.

A juicio de Rubén Martínez, consejero de la formación en el Cabildo de La Gomera, “las políticas de apoyo educativo en la isla no se pueden basar en la improvisación. Deben ser consensuadas y asentadas en un conocimiento real de la situación. No nos hacen falta más inspectores, como algunos partidos solicitan, hace falta una política seria a nivel educativo y para ello es fundamental la seriedad en las medidas de apoyo al estudiantado”.

En este sentido recuerdan que un caso muy representativo es el bono de transporte para el alumnado gomero que estudia en Tenerife. Abono que se dijo que se iba a poner en marcha a partir de enero de 2018, que después se pospuso para febrero del mismo año y que parece ser se hará efectivo a partir de abril de 2018, con cuatro meses de retraso frente a lo anunciado.

Para Sí se puede, esta interesante medida, que ya está siendo aplicada por el cabildo herreño, pierde eficacia en tanto en cuanto ya solo quedan cuatro meses para la finalización del curso. De tal suerte, su efectividad es solo para el último cuatrimestre, cuando los estudiantes están más concentrados en los exámenes.

Para la formación de izquierdas se debe llevar a cabo, si bien desde principio de curso, una medida similar con los estudiantes gomeros que realizan sus estudios en otras islas, como es el caso de Gran Canaria, así como adecuar propuestas análogas para aquellos que lo hagan fuera del archipiélago.

Sí se puede apuesta por el mantenimiento de la política de becas, si bien se deberían desarrollar medidas que favorezcan la equidad. Señalan que en anteriores plenos del cabildo, el consejero de la formación llevó a cabo enmiendas a las bases para que se tuviese en cuenta a aquellos alumnos que estudiaban, por falta de oferta en las universidades canarias de esas carreras, fuera de nuestro archipiélago. Asimismo, se apostó por un apoyo más decidido para el alumnado que realizan sus prácticas de Formación Profesional, entre ellos proyectos como el Programa Erasmus +.

Desde Sí se puede se ha solicitado la modificación de la política de subvención a los libros de textos para adecuarla a los nuevos tiempos y sistemas didácticos. A principios de la legislatura se presentó una moción para que aquellos centros que así lo solicitasen pudiesen destinar dicha subvención a dispositivos tecnológicos educativos. El objetivo era favorecer y potenciar la necesaria innovación de los centros de la Isla. La moción fue rechazada solo con los votos en contra de ASG.

La formación política ecosocialista entiende que hay que potenciar y colaborar con los trabajos de investigación y estudios que realizan los posgraduados de La Gomera.

“Tenemos un importante número de estudiantes que han acabado sus grados o másteres y se enfrentan al dilema de qué hacer. Gente muy preparada en sus respectivos campos que pueden aportar un conocimiento fundamental para la isla, tanto para su conocimiento como para su desarrollo. No podemos olvidarnos de ellas y ellos”, señala Rubén Martínez

Para Sí se puede se debe avanzar no solo en la promoción de política de apoyo al estudiantado gomero, sino en establecer medidas que favorezcan su regreso una vez acabados sus estudios. “No podemos permitirnos perder los conocimientos adquiridos y para ello es básico el desarrollo económico y social de La Gomera que permita que los estudiantes gomeros puedan trabajar y desarrollar sus capacidades en nuestra isla” concluye el consejero de Sí se puede.

Para la formación, con el funcionamiento de la línea interior, la presencia de unos baños abiertos al público se hace necesaria.

Sí se puede señala que la ausencia de baños públicos en el puerto de Playa de Santiago demuestra una enorme incoherencia por parte de las administraciones responsables y la empresa concesionaria ya que con el funcionamiento de la línea interior este es un servicio imprescindible que debería haberse establecido desde la inauguración de la línea.

“Ya han pasado unos cuantos meses y han sido muchas las personas usuarias del Benchi Exprés que se han dirigido a nuestra formación para que reclamemos la presencia de un servicio que es urgente implantar. Durante la espera de embarque no es de recibo que las personas que utilizan el barco no puedan acceder a un baño”, explica Rubén Martínez, portavoz de la formación.

Por este motivo, desde Sí se puede se insiste que, bien Puertos Canarios o la empresa adjudicataria de la línea, deberían haber implantado y asegurado la puesta en funcionamiento de unos baños abiertos al público desde la puesta en marcha de la línea interior. “No ya por imagen, sino por simple sentido común, unos baños abiertos al público son necesarios en el puerto de Playa de Santiago” reitera el portavoz.

Para la formación ecosocialista, lo más rápido y económico sería que se abrieran los baños de los que dispone la instalación portuaria según figura en la web de Puertos Canarios. En caso de que haya alguna imposibilidad técnica que hiciera esto posible, desde Sí se puede se sugiere que se instalen baños portátiles, siempre asegurando su correcto mantenimiento.

“Entendemos que, para las personas usuarias de esta línea, entre las que se encuentran numerosos vecinos de la localidad y pueblos cercanos, y numerosos turistas, este es un servicio fundamental que debe ponerse en funcionamiento de forma prioritaria. Playa de Santiago por esta simpleza que no es responsabilidad de sus ciudadanos está dando muy mala imagen”, finaliza su intervención Martínez.