La obra, cuya denominación oficial es “taller de formación artesanal y centro de ventas de Valle Gran Rey”, es para la formación asamblearia otro ejemplo más de la falta de planificación con la que se hacen las infraestructuras en La Gomera.

La asamblea local de Sí se puede en Valle Gran Rey señala que el Centro de Artesanía de Guadá, edificio conocido como “mamotreto de San Antonio”, carece de medidas de seguridad que impidan o limiten el acceso a la instalación, siendo frecuente su utilización por niños y jóvenes de las zonas cercanas.

Fuera de la utilidad del equipamiento y de las ingentes cantidades de dinero mal invertidas en él, desde la asamblea se advierte que la ausencia de medidas de seguridad y vigilancia, unida al deterioro que sufre la instalación, puede provocar algún accidente grave. “Vidrieras caídas, puertas rotas y altos muros pueden dibujar el estado actual del Centro de Artesanía, y pueden ser el escenario de un accidente ya que vecinos de las zonas aledañas nos han indicado que es frecuente la presencia de niños y jóvenes en la instalación”, explica Guzmán Correa, portavoz de Sí se puede en Valle Gran Rey.

Además de estos peligros, desde la formación ecosocialista se indican otras evidencias que muestran a las claras el deterioro de la instalación. “Hay una colonia de palomas y al menos un enjambre de abejas, lo que indica que este edificio ni se vigila ni se cuida, y ya nadie en el pueblo se plantea que se pueda ver en uso algún día” argumenta el portavoz.

Para Sí se puede en Valle Gran Rey, esta obra figura en la larga lista de obras inútiles o pufas que se han implantado en el territorio gomero. “Algún día alguien debería dar explicaciones públicas sobre las cantidades invertidas en las obras pufas de La Gomera y porqué no se han puesto en uso” abunda Correa.

Desde la formación se estima que esta obra supera en inversión el millón y medio de euros, y de seguir deteriorándose, habrá que sumar otras importantes cantidades.

“Según hemos podido averiguar, las obras del centro de artesanía de Valle Gran Rey, a pesar de que su aprobación y ejecución se acordó por el Gobierno de Canarias en 1997, fueron adjudicadas diez años después, en 2007, a Construcciones y Promociones Ramón Arteaga Álvarez, S.L. por importe de 1.220.699,83 euros. En 2010, se firmó el contrato con el mismo contratista para la ejecución del proyecto complementario por importe de 416.302 euros, pero en 2012, la comisión receptora acordó no recibir las obras por no estar ejecutadas de acuerdo con los respectivos proyectos” explica el portavoz.

Posteriormente, a finales de 2014, se encomendó a la empresa pública Gestur Tenerife, S.A. la gestión y ejecución de los trabajos para la terminación del Taller de Formación Artesanal y Centro de Ventas de Valle Gran Rey, por importe de 229.300,00 euros, cantidad a la que habría que añadir 10.000 euros, también en encomienda de Gestur, por los trabajos para la actualización del proyecto inicial y complementario de finalización de obra del taller de formación artesanal y centro de ventas.

“A pesar de haberse gastado una cantidad que supera el millón ochocientos mil euros, es decir, más de 300 millones de pesetas, este edificio no va a poder abrirse hasta que no se arregle su acceso, y cuando esto vaya a producirse, va a tener que invertirse más dinero en solventar el deterioro que ya sufre”, señala el portavoz.

Desde Sí se puede en Valle Gran Rey se pide que de forma inmediata se proceda a vigilar y limitar el acceso a esta instalación, y que posteriormente se trabaje en darle una salida a la instalación. “Al menos, que este edificio no vaya a suponer el lugar de un accidente. Es lo menos que debe hacer un gobierno que es responsable de esta obra”, finaliza su intervención Correa.

La asamblea local muestra su inquietud por lo que consideran que tiene todos los visos de ser una obra muerta más del Cabildo Insular en Vallehermoso.

La asamblea local de Sí se puede en Vallehermoso ha trasladado una pregunta al Pleno del Cabildo Insular sobre el mirador del Almendrillo, al considerar que este equipamiento tiene todos los visos de ser una obra muerta más del cabildo gomero en el municipio.

La portavoz de la formación ecosocialista, Guacimara Navarro García, matiza “el pasado miércoles salió en el Boletín Oficial de la Provincia la publicidad de la formalización del contrato “Acondicionamiento de mirador y local para bar-cafetería El Almendrillo” por un valor total de 192.835,38 €, y consideramos que desde el Cabildo Insular se debería dar una explicación sobre dicha obra y su viabilidad económica”.

Cabe recordar que el Mirador del Almendrillo se realizó en los años 90 y nunca ha funcionado por la paralización de dicha obra. “Ahora más de veinte años después se quiere retomar y no sabemos exactamente cuál será la finalidad ni a qué objetivo responde” afirma Navarro García.

La portavoz “quiere recordar que la política de la “Isla-Mirador” ha sido un fracaso rotundo, tal y como se ha demostrado con el Mirador César Manrique o el Mirador del Santo y, cómo no, con el propio Mirador del Almendrillo. No tiene ninguna lógica ni comercial, ni turística, sacar a los circuitos turísticos de los pueblos que van a visitar, sin incentivar que el visitante se pare, conozca el patrimonio cultural y consuma en los negocios locales”.

La asamblea local traslada estas inquietudes al Pleno del Cabildo Insular como ha venido haciendo frecuentemente, “para que esclarezcan qué objetivo tienen con la rehabilitación y el gasto de dinero en una obra, que consideramos, que más que dejar beneficios para el pueblo de Vallehermoso, deja una obra más, de las muchas que tenemos, moribunda e inútil, algo que es habitual en el paisaje del municipio y de la Isla” finaliza la portavoz.

La construcción de tres aulas es un compromiso que suscribió la consejera de Educación y Universidades durante su visita en enero de 2016.

La asamblea local de Sí se puede en Valle Gran Rey muestra su contrariedad ante el incumplimiento continuado de la Consejería de Educación y Universidades con el Centro de Enseñanzas Obligatorias Nereida Díaz Abreu y el compromiso que se adquirió para que el centro contara con tres aulas más.

Desde la formación asamblearia se recuerda que, durante la visita de la consejera de Educación y Universidades, Soledad Monzón, en enero de 2016, se manifestó que el centro podría contar con estos equipamientos a comienzos del curso escolar 2016-2017.

“Desgraciadamente el tiempo nos ha dado la razón y nuestras dudas estaban bien fundamentadas. Y no solo no hemos podido contar con estos espacios para el comienzo del curso pasado, sino que visto lo visto, la situación se va a alargar sin fecha. Al final en vez de solucionar un problema, se han generado más”, expresa Sandra Ramos, portavoz de la asamblea local.

Sí se puede considera que, precisamente con esta obra, desde la Consejería de Educación, llevan mucho tiempo engañando y frustrando a la comunidad educativa de Valle Gran Rey, como para que problemas burocráticos sigan retrasando aún más su ejecución. “Hoy empieza el curso 2017-2018 y las obras no han comenzado”, insiste la portavoz.

Las últimas informaciones oficiales que tienen sobre estas obras es una publicación en el BOC del pasado 23 de junio donde se notifica que se acredita la imposibilidad de notificación por la que se declara la caducidad del expediente administrativo de Resolución del contrato de la obra “Ampliación del C.E.O. Nereida Díaz Abreu, Valle Gran Rey, La Gomera”, y se inicia nuevo expediente de Resolución de contrato. “Es decir, burocracia, que puede ser necesaria, pero el aulario también es necesario y urgente para el alumnado de Valle Gran Rey”, indica Ramos.

Sí se puede entiende necesaria la construcción de esas aulas y que las obras, cuando se hagan, interfieran lo menos posible con el funcionamiento del centro. “También es importante la construcción de un nuevo comedor, pero visto lo visto, esperaremos más tiempo aún para que desde el gobierno de Canarias cumplan con la educación en nuestro municipio”, señala la portavoz ecosocialista.

Cabe recordar que la formación elevó al Pleno del Ayuntamiento de Valle Gran Rey el pasado mes de mayo la propuesta de hacer una declaración institucional a favor del reinicio inmediato de las obras de ampliación de este centro educativo, que fue aprobada unánimemente por el pleno municipal.

“Visto lo visto, ni caso. Razón tuvo nuestro portavoz cuando en la sesión plenario dijo que, con esta obra, desde la Consejería de Educación llevan tomándole el pelo la comunidad educativa de Valle Gran Rey demasiado tiempo como para que problemas burocráticos retrasen aún más su ejecución” expresa Ramos.

“Recogemos la preocupación de muchas madres y padres de que este compromiso no se vaya a cumplir, porque todo indica precisamente eso”, insiste la portavoz, quien recuerda que “las obras tienen destinado un presupuesto cercano a los trescientos mil euros y que los trabajos tienen un plazo estipulado de 6 meses, pero a lo tonto, esos seis meses se han hecho ya unos años”.

Por parte de la asamblea local se insta al grupo de gobierno del Ayuntamiento de Valle Gran Rey a solicitar el comienzo de estas obras. “Tenemos un grupo de gobierno, que incluye a un parlamentario, y que, lejos de buscar soluciones a este grave problema, parecen estar más preocupados por celebrar eventos, inauguraciones y fiestas” concluyen desde Sí se puede.

Desde el principio de legislatura la formación ecosocialista ha mostrado interés y preocupación ante la falta de avances en este tema.

Para el concejal y portavoz de Sí se puede en San Sebastián de La Gomera, Roberto Padrón “es urgente que se pongan en uso todos los establecimientos que llevan años cerrados, como el Bar Restaurante de la Estación de Guaguas, el Quiosco de la Avenida Marítima, conocido popularmente como el “Quiosco de Jorge”, o el quiosco de la zona escolar sanitaria”.

Estas concesiones además de dar un servicio a los habitantes y visitantes, podrían estar generando puestos de trabajo e ingresos para las arcas municipales.

“La lista de concesiones cerradas en este municipio es muy amplia e incluye también al Bar Restaurante del Parque de Las Eras en Tecina, el Centro Social del Barranco o diversos puestos en el Mercado Municipal de San Sebastián” continúa el concejal de la formación.

“Recientemente se ha cerrado otra concesión como es el Bar Restaurante El Charcón al finalizar su periodo de contrato. Sin duda es muy preocupante esta situación, máxime cuando contamos con una llegada récord de turistas, como la que se está produciendo en toda Canarias y España, y en la que precariedad laboral sigue castigando a las personas trabajadoras del municipio” señala Padrón.

Desde la formación de izquierdas se insiste en la importancia que estos equipamientos públicos podrían tener en la dinamización socioeconómica de muchas familias, por su capacidad de generar autoempleo y creación de pequeñas empresas si se pusieran en uso.

Finaliza el edil de la oposición significando que “solicitamos desde Sí se puede que se agilicen todos los trámites para poner en uso estas instalaciones con las que poder dar un servicio a nuestros vecinos y visitantes, crear puestos de trabajo de calidad, e incrementar unos ingresos para que el Ayuntamiento pueda dedicarlos a fines comunitarios”.

  • Han pasado dos años desde la finalización de la primera fase de la ZCA y no se han desarrollado proyectos de dinamización ni se conoce la continuidad del resto de fases ni cuándo puede ser recepcionada.
  • Para Sí se puede, “el esfuerzo inversor realizado en la primera fase no ha logrado que esta zona comercial abierta sea un espacio que ayude a potenciar el comercio del barrio de Vueltas”.

Como nefasta y muy mejorable es definida la gestión de la Zona Comercial Abierta de la Calle Vueltas en Valle Gran Rey por la asamblea local de Sí se puede. Para la formación de izquierdas resulta incomprensible que, tras dos años de haberse acabado las obras de la primera fase, no se haya desarrollado ningún proyecto de dinamización y se desconozca cómo se va a seguir desarrollando la zona comercial en este barrio ni cuándo va a ser recepcionada la obra.

“Cuando se hicieron las obras, que provocaron fuertes reticencias vecinales por la época de alta temporada turística que se eligió, se dijo que tenía que ser así porque si no, no iban a poder desarrollarse el resto de fases. Han pasado dos años y aquí no ha asomado nadie para decir cómo y cuándo se van a continuar las posteriores fases” explica Sandra Ramos, portavoz de la formación asamblearia.

Para Sí se puede también resulta sintomático que no se haya desarrollado ningún proyecto de dinamización a lo largo de estos dos años. “Sólo un cartel en la zona de la Ciudadela indica que en Vueltas hay una zona comercial. La calle no tiene ni una papelera. Los negocios que se han instalado están teniendo problemas de pervivencia. Y los aparcamientos que se quitaron en su momento, no han sido reubicados como se prometió, lo que hace muy complicado aparcar en Vueltas en época de gran afluencia de turistas” abunda la portavoz.

A este respecto, desde la asamblea local destaca que, a pesar de haber subvenciones del Gobierno de Canarias para dinamización de las ZCA, a Valle Gran Rey no ha llegado ninguna. “Otro indicativo de que la ZCA de Vueltas no existe para quienes plantean las zonas comerciales, es que, en la aplicación del Gobierno de Canarias creada para encontrar todos los comercios asociados a las Zonas Comerciales Abiertas, Vueltas no sale. De La Gomera, sólo sale San Sebastián, aunque sin ningún comercio asociado” declara Ramos.

Para Sí se puede, la situación en la calle Vueltas es más grave si se tiene en cuenta que actualmente no se sabe si la obra ha sido recepcionada ni a quién acudir en caso de cualquier problema. “El gobierno municipal, cuando se le ha requerido, dice que la obra no está entregada. Sin embargo, cuando han tenido que romper el adoquinado para arreglar una avería de aguas o saneamiento o para quitar mobiliario sí parecen tener competencias. Lo que pasa a día de hoy es que la obra está necesitando, por su deterioro, nueva inversión sin haber sido recibida que sepamos” insiste la portavoz.

Desde la formación se pone de ejemplo de la deriva que tiene toda la zona comercial la zona de la calle Telémaco. “Un tanque derruido y que puede ocasionar accidentes, coches y caravanas dando una imagen peor si cabe al acceso a la ZCA, unos muros en terrenos que se han planteado necesarios para el desarrollo de la Zona Comercial, y un proyecto de ordenación que se plantea desde Puertos y que no se ha expuesto a la ciudadanía de Valle Gran Rey”, expone Ramos.

Para la asamblea local de Sí se puede en Valle Gran Rey, todas estas carencias se traducen en que lejos de haber mejorado el carácter comercial de la Calle Vueltas, las obras vinculadas a la ZCA han ocasionado el cierre de algunos negocios.

“Está claro que aquí no se ha logrado ir más allá que a la ejecución, ciertamente mejorable, de las obras, ya que no ha habido el interés ni del Gobierno de Canarias ni del Cabildo Insular ni del Ayuntamiento de desarrollar un proyecto más integral, que permitiera la dinamización de la Calle Vueltas y que promoviera el aumento en la calidad de vida de los vecinos del barrio” finaliza su intervención la portavoz.

Cabe recordar que esta actuación está incluida en los presupuestos generales del Estado y que a día de hoy nada se sabe al respecto.

La asamblea local de Sí se puede en Valle Gran Rey ha dirigido una solicitud al alcalde de la localidad instando a que se informe a la ciudadanía sobre los procedimientos y decisiones que sobre la actuación denominada “Obra nueva Paseo Marítimo de Valle Gran Rey” haya tomado o vaya a tomar el gobierno municipal.

Para Carlos Hernández, portavoz y concejal de la formación ecosocialista en el Ayuntamiento de Valle Gran Rey, “esta inversión supone un impulso importante para atender a la necesidad de ordenar convenientemente el litoral de Valle Gran Rey, atendiendo a conceptos modernos de movilidad y accesibilidad, además de respeto al medio ambiente y, por lo tanto, la ciudadanía del municipio debiera estar informada de qué planteamientos se tienen y qué pasos se han dado o se están dando para que se logre su ejecución”.

Desde la asamblea local se señala que en la Ley 3/2017, de Presupuestos Generales del Estado para el año 2017, concretamente en la página 54374 aparece recogida la enmienda con referencia Nº 48 donde aparece la actuación “Obra nueva Paseo Marítimo de Valle Gran Rey, Isla de La Gomera” por un importe de 2.000.000 de euros.

“Aunque en prensa se llegó a hablar de cifras incluso superiores destinadas a este proyecto, en el BOE sale esta cifra de 2 millones de euros, que, sin duda, es un importante impulso para que Valle Gran Rey pueda contar en breve plazo con un paseo marítimo en condiciones”, insiste el portavoz.

Sin embargo, desde la formación de izquierdas se reclama mayor transparencia para saber en qué consistirán las obras y qué plazos y fases se están valorando para su ejecución. “Entendemos que un proyecto tan fundamental debiera favorecer la participación de la ciudadanía del municipio y en tal sentido hemos reclamado del alcalde que se nos informe y que se comunique a todo el público, lo que esperamos se haga en breve”, explica Hernández.

Desde la formación ecosocialista se reclama así mismo para esta zona que se cuide la seguridad para los transeúntes en las obras que se realizan en la avenida litoral entre La Playa y La Puntilla. “La señalización para ciclistas en la vía que va entre estos dos puntos es contradictoria y peligrosa, y aunque se esté haciendo de forma provisional, debería cuidarse mejor todo lo referente a seguridad vial antes de que haya que lamentar algún accidente innecesario”, finaliza su intervención el portavoz.

La asamblea local de Valle Gran Rey ha pedido a Puertos Canarios y al Ayuntamiento que la ciudadanía del municipio pueda acceder al expediente sometido a exposición pública.

La asamblea local de Sí se puede ha presentado recientemente sendas solicitudes, tanto a Puertos Canarios como al Ayuntamiento de Valle Gran Rey, para que se favorezca y promueva el acceso a la información y la participación de la ciudadanía del municipio al expediente de propuesta de Delimitación de la Zona de Servicio del puerto de Vueltas, sometido a información pública mediante anuncio publicado en el Boletín Oficial de Canarias Nº 134.

Para Sandra Ramos, portavoz de la formación ecosocialista, “es fundamental que los vecinos y vecinas de Valle Gran Rey podamos saber qué se propone en dicho expediente, y unas administraciones modernas deberían facilitar y promover el acceso a la propuesta de delimitación de la Zona de Servicio del puerto de Vueltas. No vale con anunciarlo en el BOC y decir que se puede visitar en las dependencias de Puertos Canarios en Santa Cruz y Las Palmas”.

Desde Sí se puede en Valle Gran Rey se reclama que con la mayor celeridad y urgencia se den los pasos necesarios para que la ciudadanía del municipio pueda acceder, bien vía física y/o vía telemática a los documentos que componen el expediente de propuesta de Delimitación de la Zona de Servicio del puerto de Vueltas.

“Pensábamos superadas las estrategias de dejar fuera de los procesos públicos a la ciudadanía, pero visto es que no. El puerto de Vueltas está en Valle Gran Rey y nada es más justo que la ciudadanía del municipio pueda conocer, opinar y participar de toda propuesta que sobre él se haga o se vaya a hacer” insiste la portavoz.

En tal sentido, desde Sí se puede se pone como ejemplo el proyecto ‘Urbanización de la terminal de pasajeros del puerto de Vueltas’. “Hemos sabido por prensa que se acaba de aprobar el inicio del expediente de contratación de este proyecto, pero una vez más, todas las obras públicas se hacen de espalda a la ciudadanía y sin contar con ella. La propuesta puede estar muy bien, pero seguro que estaría mejor si los vecinos y vecinas de Valle Gran Rey la conocieran y por lo tanto la apreciaran como suya”, explica Ramos.

Para la formación asamblearia, la zona de servicio del puerto de Vueltas es de tal trascendencia que la vecindad del municipio debiera saber en qué consiste el proyecto. “Entendemos que ahí vendrá qué va a hacerse con la plaza del Carmen, ahora mismo con uso privativo de mesas y sillas; también debería venir qué se va a hacer con el tanque de Abisinia, cómo se va a conectar esta zona con la calle Vueltas o cómo se va a integrar la zona de la escollera y toda la zona portuaria en el barrio”, aclara su portavoz.

Desde Sí se puede se espera que esta demanda sea atendida y que la ciudadanía de Valle Gran Rey sea informada sobre este expediente. “Si como contribuyentes pagamos esas obras y esos estudios, lo más justo es que como ciudadanía podamos acceder a esa información con transparencia y todas las facilidades” finaliza su intervención Ramos.

Desde la Asamblea Local trasladan una pregunta al pleno del Cabildo gomero a través del consejero de su formación.

La Asamblea Local de Sí se puede en Vallehermoso preguntará en el pleno del Cabildo, a través del consejero de la formación Rubén Martínez, sobre las obras que se realizan en el Jardín Botánico de Vallehermoso.

El objetivo es conocer qué tipo de obras se están llevando a cabo. Asimismo, se quiere saber si se están cumpliendo los acuerdos establecidos en la moción presentada por el consejero Manuel Herrera y aprobada por unanimidad en el pleno del Cabildo en junio de 2016. Entre dichos acuerdos estaba el realizar un estudio para elaborar una propuesta de gestión de las instalaciones, concretar convenios con las universidades canarias y desarrollar programas de carácter educativo.

Alejandro García, portavoz de la Asamblea Local de Sí se puede en Vallehermoso, señala al respecto. “Nos cuestionamos si realmente esta obra que se está realizando va acompañada de un estudio sobre cómo hacer viable y rentabilizar dicha infraestructura. Nos tememos que sea lo de siempre, hacer obras para después abandonarlas, siguiendo ese ciclo que ya caracteriza a los gobernantes de esta isla.”

La formación ecosocialista señala que el Jardín Botánico del Descubrimiento se ha convertido en un ejemplo más de cómo se derrocha el dinero público en La Gomera. Construido a finales del siglo pasado con una superficie de más de 16 mil metros cuadrados, nunca permaneció abierto de manera continuada al público.

Recuerdan que en febrero de 2005 salió a información pública el reglamento de la concesión administrativa, en la que se estipulaban las condiciones del contrato, y que en octubre del 2005 fue licitado por un valor de 100 mil € por 20 años.

La Asamblea Local de Sí se puede en el municipio norteño prosigue con sus preocupaciones e inquietudes trasladando preguntas o ruegos a los plenos del Cabildo Insular de La Gomera, como se ha hecho en otras ocasiones al respecto de la situación del Parque Marítimo, la tala de palmeras o la carretera de Tazo.

Desde Sí se puede en Vallehermoso se invita a la vecindad del municipio para que sigan haciéndole llegar sus preguntas. En tal sentido su portavoz, Alejandro García, señala “Las democracias se construyen desde abajo, participando, preguntando sin miedo, con espacios dialogados; ese es el modelo que nosotros defendemos y defenderemos, frente al personalismo dominante e insostenible que impera en la isla.”

A pesar del mutismo previo y de la dudosa legalidad en la concesión, la asamblea local de la formación ecosocialista en Vallehermoso muestra su satisfacción ante la apertura del Parque Marítimo a comienzo del verano.

El pasado mes de abril, la asamblea local de la formación política de izquierdas denunció en los medios la situación de este complejo de ocio situado al norte del municipio, así como los recurrentes retrasos que se venían dando en su apertura durante los últimos años.

En el mes de mayo, ante la situación de incertidumbre y el silencio por parte del Cabildo, la asamblea local trasladó esta pregunta al consejero electo por Sí se puede, Rubén Martínez, para que se le diera una respuesta. “A día de hoy seguimos esperando una respuesta por parte de la consejera del Cabildo, lo que muestra la opacidad característica de la gestión de lo público en el gobierno insular” señala Alejandro García Vera, portavoz de dicha asamblea.

Recientemente, se ha anunciado ante los medios que se iba a proceder el 23 de junio a la apertura del Parque Marítimo. El portavoz señala que “nos congratulamos de que los representantes insulares se hayan hecho eco de nuestras denuncias, y se haya aligerado el procedimiento de la concesión, para que los vecinos pudieran disfrutar del Parque Marítimo cuanto antes. Lo que no parecía lógico es que, ante el retorno de muchos estudiantes y con la celebración de las Fiestas de San Juan en el casco, este equipamiento permaneciera cerrado”.

No obstante, desde la formación local, se insta a que sean veraces y aclaren a los medios y a los usuarios del Parque marítimo, el horario que tendrá éste, pues se anunció que se abriría todos los días, de 11 a 20, mientras que la información que se da en las mismas instalaciones es que se cierra los lunes y que su horario de apertura será de 11:30 a 19:30”.

A su vez, para García Vera “las cosas no se han hecho bien. Desde el Cabildo, en connivencia con el Ayuntamiento, que por algo son del mismo partido, han mantenido un mutismo que es insano en la administración pública y finalmente se ha concedido de forma opaca. Queremos aclarar que no estamos en contra de la empresa concesionaria, sino de las formas, tan poco transparentes, para conceder dicho espacio. La concesión no se ha publicitado y tampoco, por parte del Cabildo, se ha dado a conocer si había más empresas interesadas y cuáles son los requisitos para acceder a esta concesión”.

En tal sentido, la formación asamblearia considera que estas son las formas gubernamentales que han predominado en el municipio y la isla, donde “los rumores se impusieron, una vez más, ante la información pública” comenta el portavoz.

No obstante, desde Sí se puede, se quieren congratular de que las denuncias hayan tenido su efecto y de que se abra definitivamente el Parque Marítimo. “Queremos insistir en la idea de que la ciudadanía debe seguir denunciando las malas prácticas institucionalizadas y los abusos que se cometen desde la propia administración. Sin memoria, los pueblos mueren. Por eso, este hecho debe ser una lección más para no olvidar, para que sepamos cómo gestionan lo público quienes se creen dueños de la isla” concluye García Vera.

En septiembre del año pasado, la asamblea local de Sí se puede denunció a través de los medios la instalación de unas vallas que imposibilitaban el libre acceso al campo de fútbol de La Mancha.

La formación política de Sí se puede cuestiona el mal funcionamiento que se hace del campo de fútbol, después de que varios vecinos denunciaran la situación en la que se encuentran las instalaciones deportivas del casco. Para la portavoz, Guacimara Navarro García “estamos ante la clara demostración del desastre organizativo que planea sobre el equipo de gobierno de ASG en Vallehermoso. Cierran un campo de fútbol para el público, alegando su protección de malos usos y luego, sin embargo, su funcionamiento es, cuanto menos, nefasto”.

La asamblea local tilda estos hechos como incongruentes y demostrativos del poco interés político que tienen los actuales gobernantes de Vallehermoso de mantener vivo el municipio. “Si cerramos nuestras instalaciones deportivas a los jóvenes o a las personas mayores que no tienen un paseo habilitado con la seguridad que tiene el campo, indica que les importa poco en qué se entretienen los jóvenes del pueblo, así como muchos adultos” argumenta la portavoz.

Sí se puede considera que desde el gobierno municipal no ha habido una planificación, ni el desarrollo de una ordenanza municipal que regule este espacio público, situación que ocurre con muchos otros equipamientos, y ha caído de nuevo, en la improvisación. Navarro García plantea “no entendemos cómo se cierra un espacio público tan importante y luego se reparten las llaves para su acceso, sin ningún tipo de control ni de responsabilidad por su parte. Esto hace que el uso del campo de fútbol sea una auténtica lotería: lo mismo te lo puedes encontrar abierto, o cerrado, pero siendo usado con adolescentes que han saltado, con el peligro que esto conlleva”.

En este sentido, la asamblea local de Sí se puede insta al gobierno del municipio al desarrollo de una ordenanza que regule el funcionamiento de los espacios públicos, para que la ciudadanía sepa a qué atenerse, donde se fijen las pertinentes responsabilidades y los derechos queden establecidos. “Así, creemos, que se puede evitar, que se den situaciones como la que nos ha ocurrido cuando en febrero de este año quisimos organizar una Asamblea y no se nos cedió ningún espacio público sin motivos convincentes y en cambio sí se lo cedieron al PP” afirma la portavoz.

Desde Sí se puede, se apuesta porque haya una decisión desde la alcaldía para que se llegue a un consenso sobre el funcionamiento del campo de fútbol de La Mancha y otras instalaciones importantes para el casco de Vallehermoso.

Navarro insiste: “Se debe llegar a un consenso de uso con los equipos de fútbol, con los jóvenes, padres y madres del Casco y las agrupaciones políticas, para que haya un buen funcionamiento y para que la responsabilidad del mantenimiento recaiga en todos, pues son los vecinos los que salen perjudicados o beneficiados de los buenos o malos usos”.

“Pero para eso, hace falta buscar voluntad de diálogo y buen gobierno, y no imponer arbitrariamente una medida que se ha mostrado ineficaz y que ha generado el descontento de muchos vecinos, sintiendo una vez más que a Vallehermoso lo están matando a golpe de malas decisiones políticas” concluye la portavoz.