Para la formación ecosocialista, después de 12 años desde la aprobación definitiva del Plan Rector de Uso y Gestión, queda claro que la mayor parte de los objetivos generales con los que fue declarado este espacio no se han cumplido.

Sí se puede en Valle Gran Rey lleva una moción al pleno del Ayuntamiento de Valle Gran Rey para que el Cabildo, asumiendo sus competencias, ponga en funcionamiento a la mayor brevedad la oficina de gestión del Parque Rural, ya que, transcurridos 12 años desde la aprobación definitiva del Plan Rector de Uso y Gestión, es evidente que la mayor parte de los objetivos generales con los que fue declarado este espacio no se han cumplido, precisamente, por no contar con los equipos humanos y financieros que la gestión de un Espacio Natural conlleva.

“De acuerdo con el artículo 189 de la nueva Ley del Suelo y de los Espacios Naturales Protegidos de Canarias, corresponde al Cabildo Insular poner en funcionamiento la oficina de gestión del Parque Rural de Valle Gran Rey con los medios personales y materiales que sean necesarios” explica Carlos Hernández, portavoz y concejal de Sí se puede en el Ayuntamiento de Valle Gran Rey. “Ya que ASG es tan defensora de la Ley de Suelos, solo pedimos que desde donde gobiernan asuman lo que dicta esta Ley, aunque ya la legislación derogada también determinaba lo mismo y mucho caso no hicieron”.

Para la formación asamblearia, la declaración del Parque Rural, lejos de suponer un revulsivo para la dinamización socioeconómica de los barrios que se asientan en su territorio y para la protección y conservación de sus valores naturales y patrimoniales, solo ha supuesto una regulación de actuaciones urbanísticas, “e incluso esto se hace de manera deficiente si se tiene en cuenta la cantidad de expedientes que la Agencia de Protección del Medio Urbano y Natural ha abierto a promotores que han realizado actuaciones dentro de este Espacio”, abunda el portavoz.

Entre los muchos problemas que tiene el espacio y las personas que lo habita, desde Sí se puede se destaca el deterioro del paisaje abancalado, las altas cifras de palmas muertas por distintas causas, los vertidos de aguas negras en el barranco de Arure, el ganado asilvestrado que provoca daños en la agricultura y en la flora amenazada, la destrucción del patrimonio arquitectónico y etnográfico, el decaimiento en la población infantil y juvenil de los barrios, y las fuertes limitaciones que sufren las empresas que están instaladas en el espacio.

También apuntan al grave riesgo de incendios que sufre todo el Parque debido al abandono agrícola y la acumulación de residuos vegetales, además de al desarrollo de cañas en el cauce del barranco. “Parece mentira que después de lo que sufrió esta zona el 12 de agosto de 2012 debido a esto mismo, 6 años después se esté en la misma situación. Además, muchas de las casas dañadas en el incendio de agosto de 2012 no han podido ser rehabilitadas por la inadecuación de la normativa urbanística del Parque Rural, por lo que esta desidia se entiende aún menos”, insiste Hernández.

Para el portavoz, “con todas estas realidades actuales cabría pensar que la declaración del Parque Rural de Valle Gran Rey fue perjudicial, pero hay que señalar que lo inapropiado y perjudicial, en nuestra opinión, ha sido la ausencia de gestión en el mismo, que se refleja en la ausencia de una Oficina de Gestión que cuente con los medios personales y materiales necesarios y que podía haber promovido y desarrollados proyectos que paliaran la problemática a la que se enfrenta el espacio y quienes lo habitan, por eso esta propuesta”.

Otro aspecto que trabaja la moción es pedirle información a la Consejería de Política Territorial, Sostenibilidad y Seguridad del Gobierno de Canarias al respecto del incumplimiento del Documento Financiero ratificado en la Aprobación definitiva del Plan Rector de Uso y Gestión del Parque Rural de Valle Gran Rey (BOC 105, 01/06/2006). “En tal documento se estimó un coste de 5.374.015,79 €, distribuidos en 10 anualidades, pero da la impresión de que de esas cantidades señaladas hasta aquí poquito ha llegado”.

“Según indagaciones que hemos realizado y a modo comparativo, los Parques Rurales de Anaga y Teno, en Tenerife, cuentan con presupuestos de más de 1,5 millones cada uno, solo en inversiones y gastos corrientes, sin tener en cuenta el personal asociado (que oscila entre las 13 personas en Anaga y las 9 de Teno), y se desarrollan proyectos de protección ambiental y de desarrollo socioeconómico asumiendo los objetivos y obligaciones que la legislación determina. ¿Por qué en los Parques Rurales de Anaga o Teno la protección del territorio es capaz de generar proyectos de desarrollo y puestos de trabajo cualificados y aquí en el de Valle Gran Rey no? Parece que todo indica a que allí existen oficinas técnicas de gestión mientras que aquí no hay nada de eso y por eso esta moción”, finaliza su intervención Carlos Hernández.

Una moción similar y presentada por la formación ecosocialista en julio de 2017, fue aprobada por unanimidad, aunque esto no se ha traducido en ninguna actuación al respecto por parte del gobierno de CC en el Ayuntamiento de Valle Gran Rey.

La asamblea local de Sí se puede en Valle Gran Rey, a través de sus representantes en el Pleno municipal, ha vuelto a plantear, mediante una moción, la conveniencia de que el Ayuntamiento de Valle Gran Rey elabore una ordenanza para cobrar la tasa por el uso del dominio público por empresas explotadoras de los servicios de suministros.

En julio del año 2017, Sí se puede presentó una moción, que fue aprobada por unanimidad, para que se iniciaran los estudios y gestiones necesarias para la tramitación y aprobación, a través de la correspondiente ordenanza fiscal reguladora, de una tasa por la utilización o aprovechamiento del dominio público local por las empresas titulares de instalaciones de transporte de energía. “Sin embargo, y como viene siendo la norma en este Ayuntamiento durante esta legislatura, al respecto de los avances en los acuerdos de dicha moción nada se sabe” declara el portavoz y concejal de la formación, Guzmán Correa.

El concejal ecosocialista recuerda al gobierno municipal, encabezado por Ángel Piñero, que la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) se ha expresado recientemente a favor de esta medida, para actuar en coherencia con distintas sentencias emitidas del Tribunal Supremo. “Creemos que está perdiendo una oportunidad de aumentar los ingresos del Ayuntamiento de Valle Gran Rey. Por eso, además de la moción hemos presentado un borrador de ordenanza fiscal para que no haya más demoras que las estrictamente necesarias”.

“Ante la paralización que ha tenido la moción propuesta en julio de 2017, y ante la posibilidad de incluir a otros tipos de suministros que los que recogía aquella moción (básicamente eléctricos), en esta ocasión proponemos una ligera modificación que permita que suministros de fibra óptica y otros servicios puedan revertir en las finanzas municipales” explica Correa.

Desde Sí se puede se explica que el Hecho Imponible de esta tasa será la utilización privativa o el aprovechamiento especial constituido en el suelo, subsuelo o vuelo de las vías públicas municipales realizado por empresas explotadoras de servicios de suministros que resulten de interés general o que afecten a la generalidad o a una parte importante del vecindario.

Del mismo modo, los sujetos pasivos, en concepto de contribuyentes, serán las personas físicas o jurídicas y las entidades a las que se refiere el art. 35.4 de la Ley General Tributaria, que realicen el hecho imponible del tributo: serán sujetos pasivos contribuyentes las empresas explotadoras de los servicios de suministros, así como las empresas distribuidoras y comercializadoras de los mismos.

“Para que no haya más retrasos y la tasa pueda cobrarse a la mayor brevedad, planteamos un borrador de ordenanza que podrá utilizarse de base para aplicar, lo que dimane de los estudios y gestiones necesarias para la tramitación y aprobación de esta tasa. Creemos que con ello se demuestra la implicación que ha mostrado Sí se puede desde el comienzo de la legislatura con la mejora del funcionamiento del Ayuntamiento. Creemos que esta tasa tendrá un impacto económico muy positivo para el ayuntamiento que podrá traducirse en mejores prestaciones de servicios” finaliza su intervención Guzmán Correa.

La formación presentó una moción en el Cabildo solicitando que se tomasen medidas en el pasado mes de febrero.

Sí se puede La Gomera muestra su satisfacción ante las primeras medidas tomadas para abaratar los precios de los combustibles en la isla de La Gomera. Desde la formación recuerdan que el pasado mes de febrero, en un pleno ordinario, se debatió una moción presentada por Sí se puede con el objetivo de llevar a cabo acciones para abaratar el precio de los combustibles en la isla.

“Nuestra insistencia en este tema, que nos parece vital, ha permitido que se convoquen las primeras reuniones para tomar medidas por parte de los responsables, tanto a nivel insular como autonómico. Es inconcebible que los combustibles hayan sido durante años mucho más caros en La Gomera y que los responsables públicos no hubieran hecho nada hasta ahora” señala Rubén Martínez, consejero de Sí se puede en el cabildo gomero.

La moción presentada por Sí se puede proponía llevar a cabo reuniones con los responsables en la materia del gobierno de Canarias para analizar la situación y llevar a cabo acciones para abaratarlos. A partir de la moción presentada se elaboró un acuerdo institucional, aprobado por unanimidad, para conformar una Comisión cuyo objetivo era establecer una reunión con el máximo responsable de la Consejería de Economía, Industria, Comercio y Conocimiento del Gobierno de Canarias para tratar la problemática del sobreprecio de los hidrocarburos en la isla de La Gomera.

Sí se puede recuerda que en el texto presentado se llevó a cabo un análisis pormenorizado en torno al sobrecoste de los hidrocarburos en la isla, demostrando la existencia de un encarecimiento medio de unos 20 céntimos de euro por litro, lo que se traduce en que llenar un tanque medio de 40 litros en La Gomera es unos 6 € más caro que en otras islas del archipiélago.

Señalan que ello tiene una repercusión evidente en los bolsillos de los ciudadanos gomeros, pero además en las propias administraciones insulares que deben pagar más por los combustibles que el resto de administraciones en Canarias.

Sí se puede La Gomera espera que las reuniones que recientemente se han llevado a cabo se traduzcan en medidas concretas y no sean meros fuegos de artificio. “Además, las medidas deben tomarse con celeridad ante el aumento de los combustibles que se está produciendo a nivel general por la subida en el coste del barril de Brent, referencia comercial del petróleo en Europa. Solo en el pasado mes de abril el coste de un litro de gasolina escaló más de 4,5 céntimos de media en el estado español” explica Martínez.

Al respecto señala el consejero de la formación en el Cabildo: “Seguiremos instando a los responsables del Cabildo gomero a tomar medidas, ya que somos conscientes de la dejadez y la poca iniciativa que tienen para mejorar la situación de la Isla, pero nosotros continuaremos presentando mociones e iniciativas con el objetivo de hacer una isla que tenga mejores condiciones de vida y que mire hacia el futuro”.

Desde la formación ecosocialista se recuerda que en los presupuestos generales del Estado de 2017 se incluía una partida de un millón de euros para el estudio del proyecto, paralizado desde 2010 por la crisis.

Sí se puede muestra su preocupación por la falta de información al respecto de la Reserva Marina de La Gomera, proyecto para el que en los presupuestos generales del Estado de 2017 se incluía una partida de un millón de euros.

El consejero de la formación por la formación, Rubén Martínez, recuerda que en el proyecto de ley de Presupuestos Generales del Estado (PGE) para el año 2017 se destinó un millón euros para el estudio de la declaración de la Reserva Marina de Interés Pesquero de La Gomera. “Esperamos que esa financiación no se pierda a puertas de aprobar los presupuestos para 2018, ya que la Reserva Marina es un instrumento fundamental para asegurar la pervivencia del sector pesquero tradicional en la isla”.

Del mismo modo, el portavoz explica que dos mociones trabajadas por Sí se puede y presentadas en el Cabildo Insular y en el Ayuntamiento de Valle Gran Rey, trataron de implicar a las administraciones locales en el impulso de la Reserva Marina, así como en la defensa decidida en materia de protección de los fondos marinos y los recursos pesqueros de la isla de La Gomera.

Desde Sí se puede se explica que Canarias cuenta con tres reservas marinas creadas en Lanzarote, La Palma y El Hierro, promovidas y financiadas en su momento por el Ministerio de Agricultura. A partir de 2010, y debido a las consecuencias presupuestarias de la crisis, se paralizaron los expedientes de las reservas marinas de La Gomera y Tenerife.

“La reserva de La Gomera sería, de materializarse definitivamente, la segunda más importante de Canarias en cuanto a hectáreas, pues abarcaría unas 25.000 hectáreas de aguas exteriores. Pero también es importante tomar otras medidas, entre ellas, que se cuente con todos los recursos necesarios para asegurar la vigilancia y el control sobre las actividades pesqueras que se realizan en las aguas litorales insulares, ya que los fondos marinos y los recursos pesqueros de la isla de La Gomera sufren el expolio sistemático y continúo de algunas embarcaciones y pescadores de Tenerife” manifiesta Martínez.

Desde la formación asamblearia también se entiende fundamental que por parte del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente del Gobierno de España se haga efectiva la protección activa de las dos Zonas de Especial Conservación de ámbito marino con las que cuenta La Gomera (ZEC ES7020123 Franja marina Santiago-Valle del Gran Rey y ZEC ES7020125 Costa de los Órganos), obligación que actualmente no se lleva a cabo.

“El sector de la pesca tradicional de La Gomera viene sufriendo serios y graves problemas que necesitan de mayor implicación de todas las autoridades y de la ciudadanía de la Isla. La comercialización de los productos pesqueros se encuentra con serias dificultades. Existe un importante intrusismo con la pesca furtiva y hay aspectos a mejorar al respecto de las subvenciones que dan los organismos públicos al sector” abunda el portavoz, quien para finalizar reclama de todas las administraciones y formaciones de la isla “el compromiso activo en la defensa de los intereses de la pesca tradicional de la isla de La Gomera”.

La formación ecosocialista apuesta porque este hotel se convierta en un espacio de servicio a la comunidad y adquiriera el carácter de espacio público que le corresponde.

La asamblea local de Sí se puede en Vallehermoso considera que el establecimiento del hotel debe convertirse en un espacio de servicio a la comunidad y adquirir el carácter de espacio público que le corresponde, por lo que exhorta al grupo de gobierno en el ayuntamiento a que gestione este espacio desde lo público.

En agosto del año pasado el gobierno municipal puso en venta el bien inmueble por un valor de 423.172,12€ después de haberse producido su enajenación, y ya entonces la formación asamblearia criticó la venta del mismo por considerar que era una pérdida del patrimonio municipal. Para el portavoz Alejandro García Vera “la venta del Hotel se ha demostrado que es un callejón sin salida. Seguimos sin comprender cómo el equipo de gobierno no ve que la situación de Vallehermoso no es tan favorable económicamente para una inversión de tal magnitud”.

Cabe señalar que esta semana se ha producido el anuncio para el arrendamiento y la explotación del inmueble, siendo la misma por cinco años y con un precio de 2.115 euros mensuales por el mismo. “Esto lo convierte en un cómputo de 5 años en algo más de 125 mil euros, una cifra que, por desgracia, no se ajusta a la realidad económica del municipio puesto que será difícil que esto sea un negocio rentable. No queremos que nos tachen de pesimistas, pero de continuar tales condiciones dudamos de que pueda funcionar en pleno rendimiento” afirma el portavoz.

Desde Sí se puede se invitar a reconsiderar la viabilidad del mismo y a estudiar su transformación en un espacio de utilidad pública para que pueda funcionar como se merece. García Vera continúa “propuestas puede haber muchas, como que este hotel se convierta en un espacio de formación en Hostelería a través de convenios con Hoteles Escuela de Canarias o que sea un centro de profesionalización laboral de las personas con diversidad funcional que se encuentran en el Centro Ocupacional. Los problemas formativos y laborales de Vallehermoso son muchos como para no intentar paliar esta situación”.

“Además –prosigue el portavoz-, no favorece mucho al endeble tejido empresarial hostelero del Casco que se arriende el Hotel en unas condiciones más favorables que las que han tenido que afrontar aquellas personas que han realizado inversiones privadas. No es justo ni lógico competir con la oferta hotelera de Vallehermoso o con las casas de turismo rural; si este servicio ya existe en el municipio habrá que pensar en otras posibilidades y apostar más por la diversificación económica”.

Con estas propuestas, la formación asamblearia quiere dejar claro que los beneficios que reportaría a las arcas municipales no son cuantiosos. “Sabemos que con los beneficios obtenidos se podría garantizar como mucho el mantenimiento del establecimiento, pero creemos que un equipamiento público no debe atender solo a generar un beneficio económico (que con la propuesta de arrendamiento tampoco es que sea mucho), sino se debe tratar de conseguir que haya una dinamización laboral y pública de la que el pueblo carece”.

Para la formación política de izquierdas “no es de recibo hacer una gestión que se limite a parchear. Se necesita un plan de choque que reactive la economía, un conjunto de acciones coherentes y conectadas. Si ya se hubiera actuado sobre el casco histórico, el jardín botánico y el parque marítimo, si se hubiesen seleccionado y potenciado varios recursos locales adicionales, es probable que un turismo de calidad tuviera muchas razones para alojarse, visitar el casco, comprar…, dando una oportunidad a pequeños negocios, entre los cuales esta instalación podría convertirse en un centro de cualificación e inserción profesional en distintos ámbitos laborales”.

Desde la formación asamblearia se apuesta por un servicio público que genere un beneficio real en la economía municipal y por eso esperan que el gobierno reconsidere la situación del Hotel Triana. “Los estudios confirmaron que no es viable, pero la solución no pasa por la venta del mismo, sino por su reconversión y por una revalorización de las infraestructuras públicas. Son propuestas para mejorar, para poder buscar una salida a la situación de depresión económica que tiene el municipio, uniendo dos ejes fundamentales: revalorizar lo público e impulsar la formación y cualificación profesional de la población” concluye García Vera.

  • La Gomera ha sido la isla con los mayores precios en gasolina de 95 octanos y en gasóleo de automoción en 2017.
  • Solo en gasolina de 98 octanos el precio en El Hierro ha sido superior, pero solo en 0,379 euros respecto al precio de ese combustible en La Gomera.

Sí se puede ha presentado moción en el Cabildo Insular en la que se promueve la convocatoria y realización entre representantes de la Corporación Insular y del Gobierno de Canarias con el fin de tratar la problemática del sobreprecio de los hidrocarburos en La Gomera, dando traslado a las partes interesadas, como pueden ser las asociaciones de consumidores y los representantes del sector. También se insta a la Consejería de Economía, Industria, Comercio del Gobierno de Canarias a que realice labores continuadas de vigilancia sobre el cumplimiento de las reglas de la competencia en el sector de las gasolineras y estaciones de servicio de La Gomera.

“El motivo de esta moción es la preocupación que nos trasladan conductores y que todas las personas que utilizamos vehículos en La Gomera sufrimos: el precio de los combustibles está altísimo y con evidentes diferencias con otras islas” explica Rubén Martínez Carmona, consejero de la formación ecosocialista en el cabildo gomero.

“En La Gomera el precio medio de los combustibles es el más alto de todas Canarias, con sobrecostes cercanos a los 20 céntimos de euro por litro. Esta diferencia aumenta de manera significativa si utilizamos como baremos comparativos las gasolineras computadas individualmente, las cifras nos muestran una mayor diferencia entre las más baratas de una isla como Tenerife o Gran Canaria con cualquiera de las estaciones de servicio de nuestra isla” argumenta el portavoz.

Para Sí se puede, la justificación de la llamada “doble insularidad” para explicar estas diferencias no se sostiene. “Utilizando ese razonamiento, se interpreta que los gastos serían mucho mayores en caso de islas más lejanas como Fuerteventura, Lanzarote o La Palma, y eso no es así. Pero el caso herreño es aún más significativo: con apenas 10 mil habitantes y sin la incidencia tan masiva de visitantes que utilizan vehículos que sufre La Gomera, presenta un mercado de consumo mucho menor y está más lejos, lo que debería traducirse con mayores precios, pero los precios son más bajos que aquí” razona Martínez.

Desde la formación de izquierdas se pretende, más allá de encontrar una causa para este hecho, que desde el Gobierno de Canarias se trabaje con más continuidad y rigor en el cumplimiento de las reglas de la competencia en el sector de las gasolineras y estaciones de servicio de La Gomera.

“Estamos hablando de unas diferencias que inciden en el resto de precios de los productos: una buena parte de responsabilidad en que tengamos la cesta más cara del archipiélago la tiene este hecho ya que los distribuidores y comercializadores sufren estos precios. También lo sufren los taxistas y otros profesionales del sector transporte” abunda el portavoz.

Sin embargo, para Sí se puede, quienes más lo están sufriendo son las personas trabajadoras. “Muchas personas se trasladan diariamente entre los pueblos de la Isla para trabajar y a la precariedad de los salarios se ha de sumar un sobrecoste insolente debido a los combustibles” añade Martínez, quien para finalizar expone: “nos sorprende que nunca se haya trabajado una moción similar porque estos precios llevan sufriéndose muchos años y esta situación ha castigado fuertemente la economía de las familias gomeras durante mucho tiempo”.

La formación ecosocialista desea que la preocupación que muestra por el sector primario en Canarias, se transforme en políticas activas en defensa de la agricultura, ganadería y pesca en La Gomera.

Ante las recientes declaraciones de presidente del Cabildo gomero y portavoz del Grupo Mixto en el Parlamento regional acerca de su apuesta por diversificar la economía canaria y avanzar hacia un nuevo modelo productivo, Sí se puede La Gomera espera que Curbelo, al menos, sea coherente y comience a aplicar esas medidas en La Gomera.

La formación ecosocialista se hace eco del reciente discurso de Curbelo donde instaba a recuperar el medio rural y apostar por la agricultura, la ganadería y la pesca y no depender únicamente del sector turístico.

Rubén Martínez, consejero de Sí se puede en el cabildo gomero, comenta al respecto “Más que solicitar que otros hagan en otros lugares, debería el señor Curbelo ser menos demagógico y comenzar a aplicar medidas concretas para favorecer el desarrollo del sector primario en La Gomera”.

La formación recuerda a Curbelo que el presupuesto del Cabildo gomero del 2018 solo le dedica el 3,74% a la agricultura, ganadería y pesca. Desde Sí se puede se entiende que el apoyo a un sector tan maltrecho y en un proceso importante de decadencia en los últimos años, exige tener un adecuado peso y tratamiento en las políticas desarrolladas por el Cabildo Insular, cuestión que no se refleja en los próximos presupuestos.

Asimismo, señalan que en el total de los 262 millones presentados en el Programa Desarrollo de La Gomera 2016-2025 con el objetivo de ser financiados con los 90 millones del FDCAN, solo se programan 6 millones de euros al sector primario, es decir apenas el 2,3% del total.

Advierten que incluso la mayor parte de ese dinero programado para la creación, mejora y/o modernización de infraestructuras y equipamientos en el sector primario se dedica al acondicionamiento de pistas, incluso en lugares donde no hay población residente. Por el contrario, las inversiones en actividades productivas son prácticamente inexistentes salvo la reconstrucción del invernadero de la finca experimental insular de la Cruz Chiquita, el acondicionamiento eléctrico de una (sic) finca ganadera y la limpieza y reposición de muros en fincas de medianía.

Sí se puede ha presentado a lo largo de la legislatura dos mociones en el pleno del Cabildo gomero en defensa del sector primario que han sido aprobadas por unanimidad. En el año 2015, una relativa a la defensa de los recursos pesqueros en la Isla instando a la toma de medidas concretas. La otra durante el pasado año respecto al impulso de la agroecología en La Gomera, en la que se insistía en la necesidad de articular propuestas para la revitalización de la agricultura insular mediante políticas activas.

Rubén Martínez concluye: “Algunos, los que ahora quieren convertirse en defensores del sector primario, han despilfarrado y derrochado millones de euros en obras innecesarias como la quesería de Alajeró, la casa de la miel de abeja de Agulo o la cochinera de Arure mientras nuestro sector primario agonizaba por falta de políticas eficaces. Nunca fue un problema de recursos económicos lo fue siempre de intereses mezquinos y de voluntad política”.

Desde la formación de izquierdas se considera que, aunque no vaya a haber seguimiento de la huelga en la isla, las condiciones laborales de las camareras de piso en La Gomera son muy mejorables.

Sí se puede en La Gomera apoya las reivindicaciones de las kellys, que han sido convocadas a una huelga general por parte del sindicato mayoritario en la hostelería en la provincia de Santa Cruz de Tenerife, Sindicalistas de Base para los días 25 de diciembre y el 1 de enero. Del mismo modo, desde la formación de izquierdas se pide que se estudie y se haga pública la situación de estas trabajadoras en la isla.

“Aunque probablemente no vaya a haber seguimiento de esta huelga en La Gomera, las condiciones laborales de las camareras de piso aquí son muy mejorables, sobre todo en carga de trabajo, y entendemos que estas condiciones han de ser expuestas y conocidas por toda la población, con el propósito de que se mejoren”, señala Carlos Pérez Simancas, portavoz de la formación.

La huelga general en el subsector de las camareras de piso en Canarias ha sido convocada en protesta por las duras condiciones de trabajo, la ausencia de seguridad y salud laboral y la baja calidad del empleo. Las conocidas como kellys, que piden que se mejore su situación, son más de 20.000 trabajadoras en esta comunidad y realizan una media superior a las 20 habitaciones diarias.

“La carga de trabajo que sufren estas trabajadoras es brutal y no es tanto un tema de salario, que también, pero consideramos que, en La Gomera, si no se negocia la carga de trabajo, tienes a personas destrozándose físicamente y calladitas porque tienen un contrato temporal. Y ya sabemos que pasar por un comité de empresa o sindicato es casi un sacrilegio y una tacha para futuras renovaciones” insiste el portavoz.

En tal sentido, desde Sí se puede se pide que los sindicatos con presencia en el sector turístico de La Gomera, apoye la defensa de los derechos laborales de estas trabajadoras. “En el siglo XIX el trabajo en las fábricas era demoledor, se luchó sindicalmente y se consiguieron derechos laborales. Sin embargo, estamos en el siglo XXI y parece que no se puede ni secundar una huelga totalmente legitimada”, reclama Pérez Simancas.

“Pedimos que los sindicatos y los partidos de izquierda se impliquen en este tema en la Isla y apoyen a estas trabajadoras: no podemos esperar a que trabajadoras, la mayor parte de las veces, mujeres que desconocen la normativa laboral, se organicen solas. Estas trabajadoras tienen miedo y no tienen el respaldo adecuado de los sindicatos que trabajan en la Isla. Y esto, la defensa de las clases trabajadoras, también es responsabilidad de los partidos de izquierda” considera el portavoz.

Al respecto, desde Sí se puede se reclama que este apoyo a la defensa de las kellys sea real y franco. “Declaraciones y discursos sentidos como los que hemos visto en esta legislatura en el Parlamento de Canarias pueden estar muy bien, pero no aportan soluciones ni respuestas a los problemas más allá de los cortes en televisión. El mismo Parlamento de Canarias, donde se han escuchado palabras bonitas, rechazó en su día la propuesta de reforma de la Ley de Turismo para determinar las plantillas mínimas necesarias en base a la categoría y régimen de clientes y ocupación en los hoteles y apartamentos de Canarias”.

Para finalizar, Pérez Simancas insiste: “Todo el mundo sabe que este trabajo es demoledor para la salud de las trabajadoras, pero nada se hace al respecto de la precarización y el empeoramiento de sus condiciones laborales. Tenemos unas cifras magníficas de llegadas de turistas, pero esto no se traduce en mejoras laborales, sino en lo contrario. En el mejor de los casos, las kellys tienen los mismos sueldos y mucho más trabajo”.

Considera que estos presupuestos no responden a las necesidades reales de la Isla de transformación de su modelo productivo y social.

Para Sí se puede, los presupuestos del Cabildo Insular de La Gomera para el ejercicio 2018 presentados por el equipo de Gobierno y que están en información pública, no apuestan por un cambio en el modelo productivo de la isla. En ese sentido señalan que se trata de unos presupuestos continuistas.

Rubén Martínez, consejero de Sí se puede en el Cabildo gomero, señala al efecto: “No entendemos cómo el discurso de ASG en el Parlamento Canario consiste en criticar el modelo productivo y en una supuesta apuesta por la transformación, mientras que aquí, donde tienen responsabilidades institucionales y de gestión, optan por el continuismo y dejar todo como está. No parece que sea muy coherente ese doble discurso, a no ser que la situación de La Gomera sea inmejorable y por lo tanto no tengan razón de ser sus continuos lloros en el parlamento.”

Desde Sí se puede se señala que el Cabildo, como máxima institución insular, debería poner las bases para una transformación del modelo económico y social de la isla, apostando por reforzar determinados sectores productivos y por afianzar un modelo social que no se base en la caridad ni en el asistencialismo.

Para Sí se puede, el proyecto de presupuestos para 2018 se trata de un presupuesto que sobredimensiona el gasto político y otros gastos diversos de funcionamiento. En tal sentido señalan que existe una partida de 6.414.939,83€ (14,4% del presupuesto) destinada, entre otras cuestiones, a gastos protocolarios y de publicidad y propaganda, que supone una especie de “fondos reservados”.

La formación ecosocialista denuncia que en el presupuesto solo se dedican 1.667.375,03€ a agricultura, ganadería y pesca, lo que significa solo un 3,74% del total. Señalan que con ello no se apuesta por corregir la situación del sector primario que en la isla está sumido en una profunda crisis y marginalidad.

Advierten sobre el escaso aumento para acción social, solo 10.000 € en prestaciones sociales y 149.890,9€ en servicios sociales y promoción social, cantidades que poco tienen que ver con las necesidades reales de la población insular, con un importante índice de envejecimiento y de precarización social.

Desde la formación de izquierdas se teme que las importantes partidas destinadas a infraestructuras, un 11,08% del presupuesto, sigan con la política tradicional de invertir en grandes y mediáticas obras que no responden a las necesidades reales de la población y que con posterioridad quedan abandonadas.

Destacan la falta de participación pública en el proceso de elaboración. Siendo muy significativo, a su juicio, que no se estableciesen fórmulas para trasladar el borrador presupuestario a otras instituciones insulares, asociaciones, movimientos asociativos y vecinos y vecinas en general. Incluso en ningún momento se contó, en su elaboración, con todas las formaciones presentes en el pleno del cabildo Insular.

Para Sí se puede La Gomera otros de los problemas observados es el relativo a la ejecución presupuestaria. Recuerdan que en la liquidación del presupuesto de 2016 se dejó de ejecutar una parte considerable de las partidas dedicadas a Servicios Sociales y Promoción Social, entre ellas la dedicada a Acción Social Transferencias Corrientes a Familias e Instituciones donde de los 490.000,00€ presupuestado solo se ejecutaron 15.768,74 €.

Rubén Martínez concluye: “Hemos constatado a lo largo de la legislatura y ahora a través de los presupuestos del 2018 que el equipo de gobierno del Cabildo no tiene intención alguna de dotar a la isla de las bases que le permitan apostar por la modernización. Continuamos sumidos en el mismo modelo de hace 25 años”.

El pleno ordinario del Ayuntamiento de Valle Gran Rey, celebrado el pasado 30 de noviembre, aprobó por unanimidad la moción de Sí se puede para la adhesión del ayuntamiento al Pacto Estatal por la Soberanía Alimentaria, la Educación Ambiental y la Sostenibilidad del Territorio.

El Ayuntamiento de Valle Gran Rey, a propuesta de la asamblea local de Sí se puede, se adhiere al pacto por la soberanía alimentaria y la sostenibilidad del territorio. “Estamos muy satisfechos de que, una vez más, todos los concejales votasen a favor de una propuesta como la nuestra que, de llevarse a cabo, puede impulsar la recuperación de los suelos y las actividades agrícolas abandonadas y una defensa activa de la soberanía alimentaria”, explica Guzmán Correa, concejal y portavoz de Sí se puede en el Ayuntamiento de Valle Gran Rey.

Este pacto, impulsado por la Red Intervegas en noviembre de 2015, se firmó en Granada y nació de la necesidad de proteger, planificar, desarrollar y gestionar los territorios agrarios del Estado. Desde Sí se puede se entiende que, con este acuerdo, el Ayuntamiento de Valle Gran Rey se compromete a conservar los suelos fértiles y los territorios agrícolas históricos.

“Con este acuerdo unánime, el Ayuntamiento de Valle Gran Rey se compromete a elaborar y a desarrollar una estrategia para implantar en el municipio una política activa de fomento de la Soberanía Alimentaria, la Educación Ambiental y la Sostenibilidad del Territorio en coherencia con la estrategia 2015-2031 del Pacto Estatal, destinando recursos económicos para ello, por lo que esperamos que en los presupuestos de 2018 haya partidas que lo plasmen”, insiste el portavoz.

Otro de los acuerdos que desde la formación ecosocialista se quiere destacar especialmente es que el Ayuntamiento de Valle Gran Rey se ha comprometido a contemplar en su planeamiento la determinación de bolsas de suelos representativos que pudieran ser considerados Territorios Agrarios Históricos.

Correa indica “creemos que en el municipio de Valle Gran Rey existen suelos y sistemas agrícolas que son claros ejemplos de Territorios Agrarios Históricos y que los principios de este Pacto se han de desarrollar para conseguir proteger y dinamizar estos espacios y que Valle Gran Rey consiga conservar una de sus señas de identidad: la diversidad paisajística que posee”.

Desde la formación asamblearia se señala que la Vega de Arure, los sistemas de cultivos vinculados a la agricultura de exportación de la zona baja, los andenes de Guadá o Taguluche, con los palmares agrícolas asociados o los paisajes de agricultura de secano de las cercanías de Las Hayas, “son paisajes que nos identifican, que deben reactivarse, que deben ser protegidos y dinamizados antes de que su deterioro, desnaturalización y abandono lo hagan imposible”.

Para Correa, “esta moción es complementaria a los acuerdos aprobados para el impulso de la agroecología en el municipio de Valle Gran Rey y la adhesión del Ayuntamiento a la Asociación Intermunicipal Red Territorios Reserva Agroecológicos, Red TERRAE, que no ha sido trabajada por el gobierno municipal en lo más mínimo, por lo que esperamos que también haya partidas presupuestarias en 2018 que sean coherentes con lo que se acordó desde el año pasado”.

La moción aprobada por el Ayuntamiento de Valle Gran Rey insta al Gobierno de Canarias y al Cabildo Insular de La Gomera a realizar los cambios normativos necesarios para iniciar una clasificación agroambiental de los Territorios Agrarios Históricos y la protección de sus suelos frente a cualquier otro uso no compatible con la actividad agraria, e iniciar los procesos para recuperar los espacios degradados de estos territorios

Finalmente, el concejal de Sí se puede señala que “como administración creemos que es pertinente adherirnos a este tipo de pactos y generar debate y acciones concretas para intentar cambiar los modelos de consumo y producción y lograr un cambio de modelo que sea más beneficioso para todos.”