En septiembre del año pasado, la asamblea local de Sí se puede denunció a través de los medios la instalación de unas vallas que imposibilitaban el libre acceso al campo de fútbol de La Mancha.

La formación política de Sí se puede cuestiona el mal funcionamiento que se hace del campo de fútbol, después de que varios vecinos denunciaran la situación en la que se encuentran las instalaciones deportivas del casco. Para la portavoz, Guacimara Navarro García “estamos ante la clara demostración del desastre organizativo que planea sobre el equipo de gobierno de ASG en Vallehermoso. Cierran un campo de fútbol para el público, alegando su protección de malos usos y luego, sin embargo, su funcionamiento es, cuanto menos, nefasto”.

La asamblea local tilda estos hechos como incongruentes y demostrativos del poco interés político que tienen los actuales gobernantes de Vallehermoso de mantener vivo el municipio. “Si cerramos nuestras instalaciones deportivas a los jóvenes o a las personas mayores que no tienen un paseo habilitado con la seguridad que tiene el campo, indica que les importa poco en qué se entretienen los jóvenes del pueblo, así como muchos adultos” argumenta la portavoz.

Sí se puede considera que desde el gobierno municipal no ha habido una planificación, ni el desarrollo de una ordenanza municipal que regule este espacio público, situación que ocurre con muchos otros equipamientos, y ha caído de nuevo, en la improvisación. Navarro García plantea “no entendemos cómo se cierra un espacio público tan importante y luego se reparten las llaves para su acceso, sin ningún tipo de control ni de responsabilidad por su parte. Esto hace que el uso del campo de fútbol sea una auténtica lotería: lo mismo te lo puedes encontrar abierto, o cerrado, pero siendo usado con adolescentes que han saltado, con el peligro que esto conlleva”.

En este sentido, la asamblea local de Sí se puede insta al gobierno del municipio al desarrollo de una ordenanza que regule el funcionamiento de los espacios públicos, para que la ciudadanía sepa a qué atenerse, donde se fijen las pertinentes responsabilidades y los derechos queden establecidos. “Así, creemos, que se puede evitar, que se den situaciones como la que nos ha ocurrido cuando en febrero de este año quisimos organizar una Asamblea y no se nos cedió ningún espacio público sin motivos convincentes y en cambio sí se lo cedieron al PP” afirma la portavoz.

Desde Sí se puede, se apuesta porque haya una decisión desde la alcaldía para que se llegue a un consenso sobre el funcionamiento del campo de fútbol de La Mancha y otras instalaciones importantes para el casco de Vallehermoso.

Navarro insiste: “Se debe llegar a un consenso de uso con los equipos de fútbol, con los jóvenes, padres y madres del Casco y las agrupaciones políticas, para que haya un buen funcionamiento y para que la responsabilidad del mantenimiento recaiga en todos, pues son los vecinos los que salen perjudicados o beneficiados de los buenos o malos usos”.

“Pero para eso, hace falta buscar voluntad de diálogo y buen gobierno, y no imponer arbitrariamente una medida que se ha mostrado ineficaz y que ha generado el descontento de muchos vecinos, sintiendo una vez más que a Vallehermoso lo están matando a golpe de malas decisiones políticas” concluye la portavoz.