Uno de los miembros del Comité Local realizó una visita a la Playa de Alojera tras un aviso de varios vecinos que advirtieron la fuga de agua potable.

El comité local de Sí se puede en Vallehermoso reclama que se repare inmediatamente la avería que causa importantes pérdidas de agua potable en la playa de Alojera, tal y como pudo comprobar uno de sus miembros que visitó la zona tras un aviso de varios vecinos que pusieron sobre aviso esta importante fuga de agua potable.

La formación ecosocialista muestra la preocupación y la gravedad del deterioro de la red de agua potable de la Playa de Alojera tras comprobar que había importantes pérdidas que se producen desde hace varios meses. El portavoz del comité local Alejandro García Vera manifiesta “tras recibir denuncias por parte de varios vecinos, pudimos comprobar que había una pérdida considerable de agua potable en la Playa de Alojera y que nada se ha hecho por repararla o aminorarla. Varias fuentes nos han comunicado que el Ayuntamiento y la Comunidad de Aguas de Alojera tienen constancia de ello, lo que evidencia una mayor gravedad en el asunto”.

Sí se puede considera que el arreglo de estas fugas es un asunto de urgencia, máxime ante la fuerte sequía que estamos viviendo. “Que el agua potable vaya hacia el mar desde hace mucho tiempo y no se haya hecho nada habla muy mal de la gestión que se hace de este recurso” se insiste desde la formación ecosocialista.

Desde el comité local se quiere señalar que la propiedad de las aguas de Alojera no pertenece al Ayuntamiento, sino que es de la comunidad. No obstante, se da la circunstancia que el presidente de la Comunidad de Aguas es también el Concejal de obras del Equipo de gobierno del consistorio. “Nos encontramos ante una fórmula reiterada en la política municipal e insular, que consiste en colocar en puestos claves de los órganos de gestión de las aguas a representantes electos, para poder extender sus políticas caciquiles y clientelares” señala el portavoz.

Además, Sí se puede muestra consternación al comprobar que muchas obras de reparación no se han llevado a cabo en el barrio de Alojera, porque la propia Comunidad no presentó proyectos, con lo que hace más difícil la reparación de estas averías.

García Vera explica “la propia comunidad decidió que tres de sus representantes cobrasen doscientos euros mensuales, sin que pongamos objeción a ello si es lo que decidieron los propietarios, pero sí que criticamos que no haya planificación ni se muestre eficacia para la gestión de los proyectos necesarios para la mejora e inversión de la red de agua en el barrio, sobre todo cuando el Presidente de dicha comunidad es concejal electo y miembro del grupo de gobierno”.

Desde la formación asamblearia esperan que se busque una solución rápida para evitar la pérdida de agua potable hacia el mar. “No deja de ser metafórico: el agua que se pierde en el mar representa a los tantos recursos que tiene el municipio y la Isla y, que se han perdido por la falta de rigor, seriedad y planificación”, concluye así su portavoz.